TALLER

LA JOYERÍA EN SERIO Y NO EN SERIE

A través de mi extensa trayectoria, más de 30 años, en el mundo de las artes, desarrollo mi joyería aplicando todos los conocimientos, sin dejar de jugar, recreando técnicas y basándome en el diseño.

Domino todos los métodos de la joyería clásica, artística, étnica, moderna y contemporánea.

“La orfebrería”  me da la habilidad de aplicar  estas técnicas específicas de los metales  en mis piezas.

Respecto a la labor específica en las joyas, entrelazo lo antiguo con lo moderno, trabajo con piedras talladas o en bruto y utilizo distintos sistemas de engarces.

En lo que se refiere a técnicas de superficie, aplico técnica de fuego y fusión. También realizo joyería textil. Trabajo con combinación de metales.

A si mismo, me dedico a la joyería de construcción, haciendo plantillas, calados, t. de hilos, barritas, esmaltes, resinas y patinas.

Para mis creaciones tallo piedras blandas y orgánicas; como el nácar, el coral o el ámbar.

Además, manipulo materiales alternativos, como la madera, el acrílico, la cerámica, el vidrio u otros.

Con la seriedad de todos mis conocimientos, tengo por objetivo abrir una ventana de comunicación entre el trabajo, el diseño y la creación.

CREAR ES CRECER.

Cada pieza construida por un orfebre es una obra de arte, pues sólo basta que alguien la luzca para desencadenar una mágica simbología entre la personalidad y la estética.

Pocas son  las muestras de arte capaces de proyectar al hombre hacia el futuro, como lo ha hecho la joyería.

Egipcios, mayas y otros pueblos de la antigüedad, son ejemplos; sus obras de joyería nos evidencian su  técnica y refinamiento, que aún hoy nos sorprenden.

Sus trabajos nos inspiran y sus técnicas nos enriquecen, pero sólo nuestro trabajo nos perpetuará.

De Luz Estudio